Planta madre del tipo bonsai

Planta madre del tipo bonsai

Vamos a examinar todos los aspectos del cuidado y mantenimiento de las plantas madres, incluido el corte de las raíces y de los tallos y también la recuperación de las viejas plantas madres.

En este artículo dedicado en general a la planta madre del tipo bonsai vamos a examinar todos los aspectos del cuidado y mantenimiento de las plantas madre, incluido el corte de raíces y de y también la recuperación de las viejas plantas madre.

«¿Ha cansado Usted de las madres enormes y voluminosas que ocupan demasiado espacio? Cómo yo pude convencerme personalmente que la madre del tipo bonsai que se ha arraigado por completo en caso de alimentarla bien ocupa sólo 20х20 cm».

La planta madre del tipo bonsai produce de 10 hasta 30 clones buenos cada 2 semanas bajo la lámpara de descarga o cada 20 días bajo la luminaria fluorescente. Esto significa que bajo las lámparas de la superficie total 120х60 cm 18 plantas madres pueden producir más de 9,5 mil de clones por año.

No hablamos aquí de la producción intensa pero este ejemplo muestra la simplicidad y la eficiencia de este sistema. ¿Qué esto da a un especialista? Esto lo permitirá conservar la selección buena de las distintas variedades en el territorio relativamente pequeño. Si Usted quiere cultivar una planta madre, todo lo que ella necesita es el apoyo constante del ciclo de la vida.

Creación de la planta madre

Vamos a empezar de la creación de la planta madre, como lo dije, es fácil. Usted verá que cortando partes pequeñas, no causará el daño especial a la planta que será más resistente y obtendrá la buena apariencia. Tome unos o dos plantas fuertes para hacer de ellos una madre. Recuerde que tendrá que realizar el corte de esta madre de 4 hasta 18 veces al año durante del período de 3 a 15 años, por eso elija la plante más fuerte. Tome el clon que se ha arraigado por completo después del corte y lo plante en el tiesto cuadrado con el área 6 cm². He notado que es más fácil manejar los tiestos cuadrados respecto al corte de las raíces.

Hay que cultivarla durante algunos días mientras no empiece a echar las raíces, luego corte la cima dejando 3–4 ramas laterales.

Estas ramas pequeñas van a componer «el esqueleto» principal de su planta madre. En el caso ideal con el crecimiento deben formar la forma del vaso abierto. La segunda cima va a crecer más rápido y cuando sus tallos alcanzarán la longitud más de 12 cm, despunte o corte todas las extremidades que superan esta longitud. Esto permitirá al par siguiente de las ramas «alcanzar» el par primero dentro de 1-2 días. Luego despúntelas así como las primeras. Esto ayudará a las hojas laterales amoldarse como es necesario. Todo lo que crece en el centro del vaso formado se corta.

Ahora tenemos de 6 hasta 8 ramas principales. Cuando ellas alcanzarán a 10–15 cm de la longitud, se convertirán en sus primeros clones. Corte las ramas formadas un poco más arriba de la primera hoja inferior. Después de este corte la planta madre tiene las dimensiones un poco más grandes que antes del primer corte pero los tallos principales van a fortalecerse y engrosarse.

Ahora es el momento más oportuno para trasplantar la planta madre en el tiesto de mayores dimensiones. El área óptima del tiesto es alrededor de 8 см2. Ahora la cantidad de los pecíolos principales llegará a las 12–16 más los otros pecíolos de las extremidades inferiores del tallo; en general – 30 y más pecíolos. Todos los pecíolos delgados incluido los que crecen en el centro se cortan.
Creación de la planta madre

Note que todas las plantas tienen un centro abierto, esto permite a la luz penetrar entre las hojas e iluminar la planta por afuera. Si Usted quiere sacar los clones buenos hay que ralear la planta, al mantenerla en esta forma. Mientras la planta madre se forme, hay que utilizar sólo el agua sin abonos. Antes de comenzar la fertilización es necesario trasplantar la planta en el tiesto «final» de un litro y recoger una o dos cosechas de los clones.

Cuidado básico y el mantenimiento de las plantas madre formadas por completo

Para ser sanas las planta madres necesitan la fertilización suficiente por los abonos. Alimente la planta de la mitad de la dosis del abono dos veces por mes. Mejor utilizar los abonos minerales con NPK 6–2-4, pero esto no es obligatorio. Esto permitirá apoyar la planta en la buena forma, pero no lo atracará. Si Usted quiere conseguir la cosecha más rápido, algunas veces puede aplicar la dosis completa de los abonos. Cada 2–4 semanas es necesario sacar los clones, aunque Usted no los necesita para mantener la forma y la dimensión de la planta. Debido a los cortes frecuentes a la planta puede no bastar los macroelementos nutritivos, por eso cada mes rocíe las hojas por la solución con el abono, por ejemplo., Maxicrop. Pero lo haga no precisamente por el horario sino según sea necesario, prestando la atención al aspecto exterior de la planta.

Para el cultivador es muy importante la observación constante de la planta para saber cuando está bien y no tiene necesidades, y cuando aparecen los primeros indicios de la falta de las sustancias nutritivas. En primer lugar, a la planta puede faltar el magnesio, aunque Usted usaba en el compost la harina dolomítica. En caso de la falta del magnesio se puede regar la planta y rociar las hojas por la solución: 30 gramos de la sal inglesa en 4,5 litros del agua.

Es necesario cortar las raíces 1–2 veces por año depende de la intensidad de la alimentación de la planta y que calidad tiene su agua. Es prácticamente imposible eliminar la sal que se ha acumulado en las raíces. La superación temporal de la dosis de los abonos se admite pero no se puede permitir la cristalización gradual de la sal y de los depósitos de carbonato. Si su agua es muy ensuciada por los minerales le aconsejo a Usted comprar un pequeño filtro de ósmosis para limpiar el agua para la planta madre del tipo bonsai y los clones.

El corte de las raíces y la recuperación de la planta madre

El modo del corte de las raíces de la planta madre es igual tanto para mantenimiento regular como para la recuperación. Tomamos la planta madre de siete años de edad cuyas raíces no se cortaban durante un año. La planta era abandonada de intento durante las últimas 10 semanas para mostrarle el proceso de la recuperación. Durante todo este período la planta tenía «el régimen alimenticio»: sólo el agua purificada y ninguna otra fertilización. Esto muestra la fuerza de la planta y hasta que punto se puede abandonarla para que sea posible recuperarla de nuevo. Pero no le aconsejo a Ud. abandonarla durante mucho tiempo porque esto puede llevar a su muerte.

Como Usted puede ver en el compost todavía se quedaron pocos abonos. Al principio cortamos todas las ramas excepto principales. Deje 1–2 vástagos delgados en cada rama que las ramas tiren las sustancias nutritivas quedando con la vida. Si cortar todos los vástagos y los germenes es muy probable que la planta muera dentro de 1–2 meses. No es necesario cortar los vástagos; incluso si han amarillecido debido a la falta de las sustancias nutritivas se pondrán verde de nuevo con el inicio de la formación de las nuevas raíces.

Luego es necesario cortar el sistema radicular en 2 cm de los lados y en 2,5 cm de abajo. Después de quitar el compost viejo las dimensiones del sistema radical se disminuyen de 11,5 х 11,5 х 11,5 cm hasta 7,5 х 7,5 х 9 cm.

Así se quita alrededor de 2/3 terrenos viejos. Para el trasplante usamos el buen sustrato potente y ya dentro de 1–2 días la planta madre empezará a crecer en el nuevo compost. La nota: es muy importante asegurarse que no hay burbujas del aire, por eso, echando el terreno, use el lápiz o la pequeña azada para ligeramente comprimir la tierra. Ponga la parte inferior del sistema radical en la capa de 2 cm del compost, luego rellene el tiesto por el compost por los lados, y cubra las raíces de arriba con la capa de 0,5–1 cm del compost. Esto significa que es necesario cortar las raíces de la planta madre más que en 1 cm por año, plantando en el compost 0,5 cm más profundo.

En la última imagen está la planta 12 días después después del corte de las raíces y de la cima. Ya hay bastantes fuertes vástagos básicos que pueden dar aproximadamente 10 clones. Si Usted quiere acelerar su desarrollo y recibir la cantidad máxima de los clones, ponga la planta madre bajo la lámpara de vapor de sodio. Incluso en estas circunstancias la recuperación no ocupará mucho tiempo.

Dentro de un par de años sea posible cortar verticalmente el sistema radicular dividiendo la planta en dos puesto que la rama lateral tendrá propio sistema radical. Al uso de este método las raíces van a recuperarse constantemente y el tronco principal va a engrosarse poco a poco. Esto permitirá a la planta madre vivir durante muchos años. La segunda de las plantas madres seleccionadas por mí vivía durante 15 años gracias a este método. Si Usted quiere conservar la planta durante largo plazo, pero en el tiesto de menores dimensiones, por ejemplo de 6 cm, también habrá que cortar las raíces como las de la planta en el tiesto de un litro, pero en 0,5 cm de cada lado. Yo cultivaba las plantas masculinas en tal tiesto durante unos 5 años.

A?adir un comentario